fbpx

¿Por qué no me presentas a tus amigos?

Inicio / Cultura española y latinoamericana / ¿Por qué no me presentas a tus amigos?

Hablar con extranjeros te abre los ojos sobre tus propias costumbres culturales. Hace un par de semanas en un evento de expatriados conversé con un funcionario boliviano que trabaja en un organismo internacional y lleva pocos meses en España. No termino de comprender a los españoles, – me dijo.

Uno de los comportamientos que más le sorprende es cuando sale fuera de la oficina con sus compañeros y estos se encuentran con un conocido y no se molestan en presentarlo. En Bolivia, eso es mala educación, – exclamaba con asombro.

En una situación así no sé como comportarme, – decía – y se preguntaba que era lo más apropiado. Había barajado tres alternativas posibles. La primera, autopresentarse. La segunda, esperar de pie a que sus compañeros finalizaran la conversación. Y la tercera, tomar distancia de forma discreta.

Otra chica hondureña intervino de forma espontánea en la conversación y comentó: A mi me ha pasado con un amigo y no sabía como interpretar ese comportamiento… si mi amigo se avergonzaba de mí o si tenía algo secreto que ocultar – puntualizó.

Esta actitud que para los latinoamericanos sugiere connotaciones negativas, es bastante común entre los españoles. Lo llamativo es que en algunas ocasiones, sí te presentan y en otras no.

¿Dónde está la diferencia?

La diferencia estriba en el grado de intimidad que un español tiene con la persona que saluda. Si coincide con un amigo casual o con compañeros de juerga con los que no tiene una relación profunda, considera que no merece la pena invertir tiempo en presentaciones que no van a dar ningún fruto profesional.

Otra posibilidad es que quiera mantener una imagen profesional y si la otra persona se aleja del estereotipo centrado en un entorno laboral determinado, se justifica que no lo haga.

Este comportamiento se reproduce en otros aspectos de la vida. Algunas relaciones de pareja se mantienen al margen de la familia durante años. Y no es hasta el momento en que se consolida la relación con un compromiso serio, cuando se presenta la pareja a los consanguíneos.

La otra cara de la moneda se advierte cuando un español te presenta a la persona que se encuentra de modo casual. Lo más probable es que ello sea porque existe una relación de confianza basada en lazos de tipo personal, laboral o familiares. ¡Podrás observar la naturalidad con la que presentan!

En Latinoamérica, las presentaciones van acompañadas de una sinopsis explicativa. Un latinoamericano aun y cuando no se prodigue con explicaciones «al detalle» al menos te relata algunos antecedentes de la persona que te ha presentado.

«Él fue compañero de universidad, obtuvo las mejores calificaciones, un chico muy brillante». «Es mi amigo de infancia, pasé los momentos más felices de mi vida con él». «Es mi prima, hija de mi tío paterno, es informática y trabaja en inteligencia artificial«.

Si eres español y vas por la calle con una persona de origen latinoamericano pregúntale si se siente incómodo cuando no le presentas a tus amigos.

Si eres latinoamericano y resides en España, no te sientas excluido si tus amigos españoles a veces no te presentan a sus conocidos.

Al final de la conversación, a mis amigos expatriados les quedó claro que los españoles se comportan de la misma manera con sus paisanos y que solamente presentan a sus amigos cuando consideran que tienen una relación de confianza, cercana y a largo plazo con ellos.

¿Y tú qué opinas?

Mercedes Valladares Pineda
Psicóloga Experta en Coaching Transcultural

ACERCA DE LA AUTORA

MERCEDES VALLADARES PINEDA, trabaja en Madrid de forma presencial. Y, a través de plataformas on line, a nivel internacional. Facilita procesos de coaching personal, de negocios y formación a medida para empresas y «one to one» para personas que requieren formación individual. Utiliza la cultura y la psicología como dos herramientas que se retroalimentan mutuamente. Por ello, facilita procesos a personas que quieren adaptarse a diferentes culturas, aumentar su autoestima cultural y aprender a gestionar la ansiedad y el estrés cultural. Asimismo, ayuda a parejas mixtas a superar las barreras culturales que les dificultan su comunicación. Ha creado su propio modelo de trabajo inspirado en la Psicología Humanista y el respeto a los Derechos Humanos. Trabaja con expatriados, cooperantes internacionales, ong, escuelas de negocios, universidades, diplomáticos, cónyuges de diplomáticos y familias de expatriados que necesitan orientación en una nueva cultura.

WhatsApp chat